viernes, 30 de julio de 2010

Amistoso del Cagliari suspendido por riña

Falta un mes para que empieze la nueva temporada de la Serie A y los equipos están entrenando y organizando amistosos para prepararse de la mejor manera al primer partido que se disputará el 29 de agosto.

Pero hay veces que estos enfrentamientos paracen todos menos que partidos preparatorios. Es lo que le ha pasado al Cagliari en el choque contra el Bastia, equipo corso de la Ligue 2 francesa. Tal vez por cercanía entre las dos regiones que nos lleva a conflictos históricos antiguos que no tienen nada que ver con el fútbol, la rivalidad entre los dos equipos y el excesivo agonismo, provocaron la suspensión del partido al 75’ de la segunda parte por una maxi pelea entre los jugadores de ambos conjuntos.

El Cagliari, sin Marchetti, ya ganaba por 3 a cero, goles de Matri y Ragatzu (2) y tras la enésima falta contra Jeda, los sardos y sobretodo Larrivey, reaccionaron de mala manera contra los adversarios. Golpes, patadas, empujones que ni siquiera el árbitro y los linieres pudieron parar y que transformaron en una riña lo que tenía que ser un tranquilo partido de fútbol de una tarde de verano. Y lo que es peor es que mañana el Cagliari se enfrentará al Ajaccio, en el segundo de los dos amistosos previstos contra los corsos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario