martes, 27 de abril de 2010

El Barça recurre a las amenazas

“Espero que cuando los jugadores del Inter entren en el campo, odien la profesión de futbolista durante 90 minutos”. ¿Que es esto?

La barbaridad pronunciada por Gerard Piqué, zaguero del Fútbol club Barcelona, es el sintoma del miedo, cada día más real, de quedarse sin ganar nada de importante en esta temporada. Quien está acostumbrado a vencer siempre, no entiende que a veces la vida da muchas vueltas y que, a veces, muy de vez en cuando hay que decirlo, Davíd gana a Golia...

Le gana con astucia más que con fuerza, con labor de equipo, con suerte...porque la vida también está hecha de estas cosas y al gigante no le queda que rendirse al pequeño que se atrieve.


Un gran equipo como el Barça no necesita más apoyo de la aficción, ni ponerse camisetas tras el partido contra el Xerez para animar el publico e invitarlo a llegar al estadio con antelación. Ni siquiera necesita esperar que ese Wesley Sneijder que el Real Madrid consideraba inutil y que se ha convertido en el jugador más importante del Inter en este momento, se lesione y no pueda jugar el encuentro.

Es un clásico del fútbol, tras una resaca ya no te queda sitio para más. Esto podría pasarle al Barça, esta es la motivación que empuja el Inter, unico de los grandes de Europa que tiene recuerdos de una orejona en blanco y negro ya que no llega a una final de la Champions desde hace 45 años.

El cuidado con que el Inter se está acercando a este determinante partido lo dice todo y mientras en España todos creen posible la remontada, de hecho parece que el Barça ya haya ganado la cuarta Champions de su historia, en Italia solo se teme la desilusión, porque de un equipo como el de Pep, solo hay que tener miedo y respecto. Pero a veces los presumidos tienen lo que se merecen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario